Cómo evitar los peligros de Internet en los niños
Episcopado de los Estados Unidos

Milwaukee, 19 junio (Zenit.org).

Los obispos de Estados Unidos hicieron un llamamiento a las familias del país para que promuevan la educación en el uso de Internet, en el pronunciamiento Tu familia y el ciberespacio, que fue aprobado unánimemente el pasado 16 de junio, durante el encuentro de primavera que celebraron en Milwaukee.

El documento constituye una respuesta a las preocupaciones de la gente que constata la proliferación en la red de sitios de contenidos pornográficos o que incitan al odio y a la violencia. A veces, los niños pueden entrar en lugares de este tipo, incluso sin darse cuenta.

"Algunas personas creen que las reglas de la ley no se aplican en el ciberespacio" -dice el documento.

"Algunos piensan que el aparente anonimato de Internet les exime de la responsabilidad de sus acciones. Algunos sugieren que la fuerza de Internet es su gran diversidad, y por ello no quieren ningún tipo de regulación que podría acabar con esa diversidad.

"Sin embargo, buena parte del tráfico en la web es creado por los sitios pornográficos, mientras que otros promueven el odio contra grupos particulares.

"De este modo, el uso de Internet puede ser como visitar el mejor parque temático del mundo o atravesar un basurero de desperdicios tóxicos."

¿Qué tienen que hacer entonces los padres de familia ante este fenómeno?

"El punto fundamental para hacer un uso seguro de Internet consiste en reconocer que las reglas que vives en el mundo real se aplican también en el ciberespacio" -responden los prelados.

"Si tú les dices a tus hijos que no tienen que hablar con personas extrañas, lo mismo se aplica en Internet. Así como les preguntas normalmente a tus hijos a dónde fueron, pregúntales también con quiénes se conectan cuando navegan en Internet.

"Tú escuchas a tus hijos cuando hablan sobre sus amigos, escúchales entonces cuando hablan sobre lo que se encuentran en Internet."

Además, en el documento se ofrece cuatro consejos de carácter tecnológico para todas las familias que quieren ayudar a sus hijos que se conectan a Internet:

*Si es posible, adquiere tu acceso a Internet a través de un proveedor de servicios que excluye por lo menos material inapropiado de uno de sus servidores (los ordenadores que ofrecen acceso a Internet). Busca en las páginas amarillas y llama para ver si alguno de estos servicios está disponible en tu área de residencia.

*Escoge un proveedor de acceso que ofrece a los padres instrumentos de control y actívalos. Pueden ser útiles para restringir el acceso a algunos tipos de chats, newsgroups, y páginas web.

*Algunos proveedores de acceso a Internet ofrecen la posibilidad de mantener un control de los sitios visitados. Si el tuyo cuenta con esta posibilidad, manténlo activado. Puedes utilizarlo para saber los sitios que visitan los niños cuando tienes motivos de preocupación.

*Asegúrate de instalar un filtro informático. Algunos de los programas más populares son CyberPatrol, CyberSitter, Net Nanny, Surfwatch, X-Stop, o Rated-PG.

"Ninguno de estos consejos garantiza el que tus hijos no queden expuestos a contenidos dudosos en Internet, pero son ya un buen inicio. Incluso en un mundo imperfecto son importantes, pues comunican tus valores a tus hijos. Si los padres no se preocupan por el uso en Internet, los niños creerán que ellos tampoco tienen por qué preocuparse."

El documento se resume, al final, en dieciséis consejos de sentido común. A continuación ofrecemos algunos:

* Toma el tiempo para educarte en el uso de Internet, es un una inversión para la seguridad y salud de tus hijos.

* Pon el ordenador conectado a Internet en un lugar público de tu casa, y no en un dormitorio o en el trastero.

* Pasa algo de tiempo en Internet con tu hijo, aunque no seas más que un principiante, te sorprenderás al constatar cómo te gusta.

* Enseña a tus hijos a usar el correo electrónico de manera responsable. Es un aspecto estupendo y muy útil de Internet, si se utiliza de manera adecuada.

* Diles a tus hijos que no rellenen los cuestionarios que se encuentran en Internet sin tu permiso.

* No les permitas tener encuentros cara a cara con gente que se encuentran en Internet, a no ser que exista una buena razón para ello y que tú o alguna persona de confianza esté presente.

Por último, existe otro fenómeno del ciberespacio que interpela a los obispos y que afrontan en el documento. Algunas personas registran dominios cuyo nombre parece ser católico y que, sin embargo, tienen por objetivo promover propaganda contra la Iglesia católica o incluso pornografía.

"Avisa a alguien de tu parroquia o diócesis si te encuentras con sitios católicos que contienen información rara o reivindicaciones extrañas", piden los prelados.

Puedes ver el documento original, en inglés, del episcopado estadounidense aquí.



 
® Masalto.com es una Marca Registrada. Todos los derechos reservados.
Un Producto de DBrains Web Studio